21 Jun

Yoga e Infertilidad

¿Sabías que practicar Yoga puede ayudarte en tu paso por el camino de la infertilidad?

La Yoga es una práctica que comenzó en la India hace aproximadamente unos 5,000 años, e involucra no solo la fuerza física, sino también la mental y espiritual, para buscar la unión entre el espíritu, la mente y el cuerpo, a través de la meditación, la práctica física y el autoconocimiento.

Si bien, la Yoga es una práctica que se recomienda realizar ampliamente durante el embarazo, también es una herramienta valiosa e importante para aquellas personas que están buscando un embarazo y se encuentran en un tratamiento de fertilidad.

Estar en un procedimiento de fertilidad puede ser desgastante tanto física como mentalmente. Es por ello que, además de acudir con un especialista en infertilidad, es importante no olvidar la parte emocional, y buscar prácticas que te brinden este apoyo durante tu tratamiento.

Afortunadamente, Yoga es una práctica que involucra tanto el nivel físico como emocional, pues por medio del autoconocimiento, ayuda a la persona a ser consciente de sus limitaciones, sin desanimarse, y a trabajar en ellas progresivamente.

Entre los beneficios de practicar Yoga se encuentran:
• Fortalecer músculos.
• Tener un mejor control en la respiración.
• Mejorar la circulación sanguínea.
• Reducir la fatiga.
• Mejorar el equilibrio entre la mente y el cuerpo.
• Tener una actitud positiva
• Disminuir la ansiedad y los niveles de estrés.

Si nunca has practicado yoga y tu único objetivo es buscar apoyo emocional durante tu tratamiento de fertilidad, Yoga cuenta con diversos programas, como el Hatha yoga y Yoga Kripalur, que se centran exclusivamente en trabajar técnicas de respiración, pues una correcta inhalación y exhalación puede llevarte a un estado más centrado y relajado, y con ello reducir el estrés diario.

Es importante destacar que la práctica de esta disciplina no sustituye el procedimiento de fertilidad, y que antes de acudir a cualquier práctica, es necesario preguntar a tu especialista si es óptimo realizar ésta o cualquier otra actividad física.

Toda persona, sin importar la edad, el género, peso, clase social o religión, puede practicarla.
Lo único que se necesita es tener muchas ganas de aprender

Bibliografía:
Naciones Unidas. (2019). “Día Internacional de Yoga”. Recuperado de: https://www.un.org/es/events/yogaday/
Marval, Marian. (2019). “12 Preguntas sobre el Yoga”. Recuperado de: https://cnnespanol.cnn.com/2017/06/17/12-preguntas-sobre-el-yoga-una-filosofia-que-es-mas-que-pararse-de-cabeza/

Deja un comentario